Movida solidaria reunió a miles de motos clásicas en Capital y el Interior

0

Más de 1.800 motociclistas, vestidos como «caballeros» y montados en máquinas clásicas y de época, recorrieron hoy la Ciudad de Buenos Aires con el objetivo de recaudar fondos para la investigación y crear conciencia sobre del cáncer de próstata y la salud mental en hombres. La movida también tuvo su repercusión en Mar del Plata.

El encuentro, llamado «The Distinguished Gentleman’s Ride», es un evento benéfico internacional anual que convoca motos clásicas y de estilo vintage junto a motociclistas que portan vestimenta de gala, informaron los organizadores.

Las motos circularon por los barrios porteños de Núñez, Belgrano, Palermo, Barrio Norte, Puerto Madero, transitaron por la avenida 9 de Julio, Costanera Sur y Plaza de Mayo.

Esta actividad, que se inició en la ciudad australiana de Sídney, se desarrolla en el país desde el 2014.

El encuentro cuenta con una guía de estilo, son «caballeros que montan en sus motocicletas Cafe’ Racer, Bobber, clásicas, Tracker, Scrambler, Old School Chopper, clásicas modernas, sidecar, Vespa clásica o Brat Styled para concientizar y recaudar fondos para la investigación del cáncer de próstata y los programas de salud mental masculina.

Además de participar en el desfile, aquellos interesados en apoyar la investigación sobre cáncer de próstata y programas de salud mental masculina, realizan donaciones a través de la página web.

Todos los fondos recaudados se destinarán a la fundación Movember, una de las organizaciones benéficas de salud masculina más grandes del mundo.

Además de llevarse a cabo en la Ciudad de Buenos Aires (CABA), se realiza en simultáneo en Mar del Plata, Córdoba, Rosario, Mendoza, Salta, Corrientes, Neuquén, San Miguel de Tucumán, San Salvador de Jujuy, Colón (Entre Ríos), Villa María (Córdoba), Villa Mercedes (San Luis) y Tres Arroyos (provincia de Buenos Aires).

En el país el evento convocó a 1.808 participantes en Buenos Aires, 347 en Mar del Plata, 322 en Salta, 329 en Mendoza, 200 en Rosario, 190 en Córdoba, 177 en Neuquén, según informa el sitio https://www.gentlemansride.com/.

De acuerdo a esa fuente, hasta el momento en la Argentina se recaudaron casi 23.000 dólares.

La actividad comenzó a las 8.30, cuando llegaron las primeras caravanas de motos.

Algunos conductores portaban trajes de gala de color negro y boinas de color beige como se usaba en la década del 30.

Los integrantes más representativos de la organización «Gentleman Riders» portaban una cinta azul sobre su brazo.

Walter, un motociclista de 65 años, de la ciudad bonaerense de Wilde, llegó con una moto a pedal de la marca Zanella modelo 1980.

«Vestirnos de esta manera, nos permite no sólo visibilizar nuestra causa, sino también sacar cierto prejuicio social hacia nosotros, que en muchos casos nos catalogan de malos tipos», remarcó.

Sebastián y Agustín, dos hermanos oriundos del barrio de Caballito, comenzaron con su afición a las motos en su infancia gracias a la influencia de su padre.

«Mi primer viaje fue a los cuatro años y allí nació un amor para toda la vida», señaló Sebastián, cuyo traje azul coincidía con el color de su moto Honda, modelo 1995.

Por su parte, Agustín destacó en diálogo con Télam que «las motos son un estilo de vida» y gracias a ello viajé por todo el país y conocí a mi pareja».

«Yo no me imagino mi vida sin la moto, es una extensión de mi cuerpo», enfatizó.

A las 10, el organizador del evento, Fernando Marsán, convocó a todos los participantes a reunirse en las escalinatas de la Facultad de Derecho de la UBA.

Marsán resaltó que la convocatoria «es muy importante después de dos años de pandemia» y afirmó que la actividad tiene como objetivo visibilizar «la importancia de la salud mental y de los cuidados para prevenir el cáncer de próstata».

«El cáncer de próstata es una enfermedad de la que se habla poco y es algo frecuente que sufren muchos hombres», manifestó a esta agencia Juan Pablo Sade, médico oncológico del Sanatorio Fleming.

Marsán señaló a Télam que en una vez concluida la travesía de 30 kilómetros «levantarán los cascos mirando al cielo en memoria de los integrantes de la agrupación fallecidos».

En cuestión de minutos, miles de motos abandonaron la avenida Figueroa Alcorta para comenzar la travesía por CABA.

A las 11, el personal de tránsito de la Ciudad de Buenos Aires, habilitó la circulación de vehículos sobre la avenida Figueroa Alcorta, a pesar de que algunos motociclistas rezagados se quedaron en el lugar.

Fotos: Leo Vaca (Capital Federal) y Diego Izquierdoz (Mar del Plata)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.