Castaño ya está afilado para su revancha con Charlo

0

Por Walter Vargas. Especial Agencia de Noticias Télam

A cinco días de la que acaso se convierta en la pelea más importante de su vida, el bonaerense Brian Castaño afina las herramientas, descuenta que dará el peso sin problemas y confía en vencer al estadounidense Jermell Charlo en el esperado desquite que tendrá lugar en el Dignity Health Sports Parks de Carson, California.

El «Boxi», tal como llaman al invicto matancero, tiene entre ceja y ceja la concreta posibilidad de convertirse en el primer boxeador argentino que reine de forma absoluta en las cuatro divisiones más importantes ya que el combate de este sábado pondrá en juego los cinturones del Consejo (CMB), la Asociación (AMB), la Federación (FIB) y la Organización (OMB).

Para afrontar el desafío en plenitud cuenta con dos sólidos pilares: el antecedente de su combate anterior versus Charlo y una preparación que pese a la lesión en el biceps derecho que sufrió en febrero será tan buena o incluso superior.

En este sentido, Sebastián Contursi es el vocero de la tranquilidad: «Este campamento es tan bueno como los últimos de la carrera de Brian y en algún aspecto, mejor. Por ejemplo, llegó a la última semana de preparación más controlado y aliviado con el tema del peso. Dará superwelter sin problemas y sin debilitarse», explicó a Télam el manager de Castaño.

Del mismo modo, Contursi relativizó las vicisitudes que conllevó la lesión: «La gran diferencia de la preparación fue ese contratiempo en el medio. Brian había empezado a entrenarse en noviembre a ritmo argentino y con las fiestas en el medio. Llegó a Los Angeles los primeros días de enero y en febrero sucedió lo de la lesión y la desagradable actitud de la OMB, que lejos de entender la situación se nos tiró encima. El doctor Steve Yoon trabajó muy bien en la recuperación y Brian no paró durante la lesión. Siguió entrenándose sin forzar el brazo derecho y después de cinco semanas todo volvió a la normalidad».

La pregunta del millón radica en cuántas variaciones se operarán en la estrategia y la táctica de cada boxeador.

Siempre afecto a las bravuconadas, Charlo ha hecho hincapié que saldrá a borrar del ring a Castaño, algo de lo que muy lejos estuvo el 17 de julio de 2021 cuando fue favorecido por un fallo con tufillo a localista en el AT&T Center de San Antonio.

En esa ocasión el juez Steve Weisfeld vio ganar a Castaño (114-113), Tim Cheatham se inclinó por el empate (114-114) y Nelson Vázquez se despachó con una disparatada tarjeta en favor del estadounidense (117-111).

Es cierto, sin embargo, que en los análisis previos a una revancha de este calibre cabe preguntarse cuál de los dos dejó que desear en el desarrollo de su potencial. Y a primera mirada es Charlo el que se privó de emplear al máximo el hilo de su carretel y se limitó a especular y esperar ganar la pelea con un solo golpe, o con dos.

Dicho de otra manera, abocados al trazo fino de virtudes y defectos se nos volverá claro que Charlo es técnicamente superior al argentino.

Claro que además de su condición de imbatido en 19 salidas rentadas, el «Boxi» de Isidro Casanova, que por otra parte no es ningún negado, que es un peleador con destrezas, bien puede esgrimir una verdad incontrastable: a más alta la vara y la exigencia, mayor jerarquía.

Para muestra están su extraordinaria noche contra el cubano Erislandy Lara y su no menos notable versión cara a cara con el propio Charlo.

¿Quiere decir que Castaño se perfila favorito? No: quiere decir que, sin perfilarse favorito, Castaño tiene con qué hacer historia grande el sábado en un pleito que se presume apasionante y llegará a la Argentina por la pantalla de ESPN.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.